El cine como herramienta para la Educación Ambiental #EA26

La aparición del cine como forma de ocio allá a finales del siglo XIX supuso un gran impacto social. Desde entonces ha experimentado una evolución tanto a nivel técnico como en la forma de contar las historias convirtiéndose en una gran industria y alcanzado un gran prestigio cultural, llegando a conocerse como el séptimo arte.

No cabe duda que el cine supone una poderosa fuente de información. El cine nos acerca a la realidad, nos la describe, igual que describe a los seres que habitan en ella; nos acerca a diferentes culturas, mostrando tradiciones, costumbres; nos aproxima a diferentes momentos históricos; muestra situaciones y hechos sociales, económicos, ambientales; permite además entrar en contacto con valores, ideas, pensamientos, actitudes, normas… Cabe destacar el formato documental, que permite explorar nuevas formas de comunicación científica a audiencias no especializadas.

A todo esto añadir la importante vertiente fantástica y creativa que permite trasladar a espectadores/as a mundos y situaciones imaginarias, que con el paso de los años han resultado ser no imaginarias…

La integración del cine como herramienta educativa permite mostrar de forma activa conceptos, interrelacionarlos, fomenta la creatividad, impulsar el espíritu crítico… todo ello de una forma distendida, “informal” y lúdica, suponiendo por tanto una estrategia muy útil para la Educación Ambiental, ya que puede contribuir a la formación de una ciudadanía con una actitud crítica frente a la información que reciben y que sepa desenvolverse en un contexto social mediático.

 

¿Qué otros objetivos podemos alcanzar trabajando la EA desde el cine?

 

Como poderosa herramienta que es, precisa de una correcta selección ya que se usa tanto para “el bien” como para “el mal”. Son muchos los intereses que han hecho uso del cine para promover todo tipo de valores, maquillando situaciones y realidades que debemos cuestionar y valorar. ( Sobre “realidades maquilladas” hay una película que aunque no es de temática ambiental, merece la pena verla; la peli es Cortina de Humo , en inglés Wag the Dog, de Barry Levinson, 1997).


Nuestro papel como educadores/as ambientales empieza en la selección de la película y luego en la planificación y coordinación de la actividad. Es importante dirigir la actividad de manera que fomente la predisposición del alumnado y facilitar el análisis posterior y el debate.

Debemos promover la participación y la comunicación entre los/as asistentes, de manera que se sientan en libertad para expresar sus opiniones.

Y bueno, en un post sobre Cine y EA hay que hablar de películas, de hecho, fue lo que me animó a escribir sobre esto 🙂

Como es imposible nombrar y mencionar todas las películas y documentales que tienen como línea argumental alguna vertiente medio ambiental (y si nos metemos en películas que tratan el medio ambiente de forma sutil, es cuando ya no terminamos nunca!), voy a nombrar 5 títulos, más que conocidos, que merecen ser destacas. Por supuesto, esta lista enciende la mecha, la idea es que en el debate cuestionemos estos títulos, debatamos sobre películas que nos resulten interesantes y que por supuesto ampliemos la lista y compartamos recursos.

¿te parecen acertadas las recomendaciones?

¿Qué película nos recomiendas?

¿qué destacas de las películas mencionadas?

Empiezo la lista con Wall-E, de Andrew Stanton, 2008.

Cine de animación para todas las edades en el que el mensaje ecologista no pasa en absoluto desapercibido.Con esta película podemos trabajar sobre la escasez de recursos, contaminación, modelos de desarrollo, hábitos alimenticios… Salvando las diferencias, la línea argumental me recordó mucho a esa otra peli de los 70, Naves Misteriosas de Douglas Trumbull… naves que conservan los pequeños atisbos de salvación de la humanidad que ha acabado con los recursos de la Tierra. Quienes la hayan visto ¿coincidís conmigo?

Otra peli que tengo que mencionar, clásica donde las haya, Erin Brocovich, de Steven Soderbergh. 2000. Viendo esta película fue cuando definitivamente me decidí a estudiar un par de años más tarde la licenciatura de Ciencias Ambientales. Es una historia real sobre vertidos que refleja sus consecuencias socioambientales y las presiones que ejercen las grandes industrias a todos los niveles.. El papel de Julia Roberts como protagonista es fantástico, le valió el Oscar a mejor actriz.

La hora 11, de Leila Conners Petersen, Nadia Conners, 2007. Documental narrado por Leonardo Dicaprio que habla de cambio climático y las consecuencias que tiene este sobre el planeta. Que la cara visible fuese un actor reconocido ayudó mucho a difundir el mensaje, siendo una gran productora la encargada de su distribución. Fue la primera película con la que trabajé haciendo un cine forum y la experiencia fue extraordinaria, aunque puede resultar un poco lenta, da mucho juego para el debate.

Si queremos trabajar sobre cambio climático hay más pelis, desde la super producción El día de mañana, que aunque muy catastrofista cuenta con increíbles efectos especiales;

a 2012 de Roland Emmerich o el documental Una verdad Incómoda, de Davis Guggenheim. Baraka, de Ron Fricke, 1993. Es otra clásica, entre película y documental, que muestra majestuosos paisajes, naturaleza pura, relación entre sociedad y entorno, con toques espirituales… a destacar el papel que juega la música en estos 96 minutos.

Cierro esta lista con la española El Olivo, de Icíar Bollaín, 2016. Quizás sea una de las últimas películas que han hecho que se me escape la lagrimita. Es una potente crítica al modelo de desarrollo y a la pérdida de identidad y raíces. Tiene buenos toques de humor. Sin duda muy recomendable.

Antes de finalizar este post, mencionar el Festival Internacional de Cine de Medio Ambiente, FICMA, que tiene lugar en Barcelona. El FICMA es el Festival de Cine más antiguo del mundo en temática ambiental. Según se definen en su web “ su objetivo es educar entreteniendo y concienciar sensibilizando, con el audiovisual como instrumento y lenguaje. Somos un punto de encuentro de la industria cinematográfica y la ciudadanía, que le toma el pulso al planeta con los filmes más actuales de temática ambiental”.Este año la edición es del 2 al 9 de noviembre, así que anotaremos la fecha en el calendario para estar atentos/as a todas las novedades 🙂

Si has asistido alguna vez al FICMA cuéntanos tu experiencia

Sería un placer que @ficma participara en el próximo debate el día 26 de abril de 18:00 a 19:00 en twitter.

Anuncios

3 comentarios en “El cine como herramienta para la Educación Ambiental #EA26

  1. La primera película que yo cuerdo grabada a fuego con impacto medio ambiental como trama de fondo es el Informe Pelícano (Alan J. Pakula) , aunque me quedo con la impresión que me dejó de niño El Oso (Jean Jacques Annaud).
    Curioso que la mayoría de las reseñas del Informe Pelícano, no hacen ninguna referencia al contenido del “informe”, el cuál denuncia la contaminación y pérdida de hábitats de especies protegidas (entre ellas el pelícano) por una explotación petrolera en Lousiana.
    En algunos casos la espectacularidad y puesta en escena hacen que el mensaje se diluya.
    Buen post.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s